Historia del cannabis: Parte 1

La planta de Cannabis

El cannabis es una planta de la familia Cannabaceae, a esta familia pertenecen tanto el cannabis sativa L, la marihuana o el cáñamo. Es de cultivo anual, muy adaptativa y de gran robustez. Su origen proviene de Asia.

Si algo caracteriza a las plantas de cannabis es su estética, la forma de sus hoja o sus frutos, los cogollos.

El cannabis en la Prehistoria

Sí, nuestros más antiguos antepasados ya se beneficiaban de la planta de cannabis. La planta de cannabis es originaria de Asia, como ya hemos dicho, más concretamente de la zona del Mar Caspio y tiene unos 100 millones de años frente a los casi 200.000 años de existencia del Homo Sapiens. Hemos convivido con esta planta durante toda nuestra vida, todos los seres humanos han podido utilizarla libremente hasta el siglo XX en que fue degradada a estupefaciente ilegal y prohibida en la mayor parte del mundo. La planta del Cannabis incluso sobrevivió a la glaciaciones para llegar a nuestro tiempo.

Desde Asia con amor

Según un estudio arqueológico publicado por la revista Sciencie Advanses en el que analizaron cuencos de madera encontrados en la excavación del cementerio de Jirkankal en la meseta del Pamir en China. Estos cuencos presentaban restos de incineración de alguna materia vegetal, tras un análisis químico descubrieron que esta materia había sido cannabis.

Tras el análisis de este cannabis milenario encontraron una diferencia con otros restos de cannabis encontrados y es que este contenía THC o tetrahidrocannabinol. Esta diferencia es muy importante ya que en el caso de los restos encontrados en Jiayi no había THC, el cannabis analizado en este caso era utilizado para fabricar fibras, sin embargo que lo restos de marihuana encontrados en Jirkankal tuviesen THC dió lugar a la conclusión de que ya en aquella época podía ser utilizado por sus efectos psicoactivos.

Robert Spengler, director de los laboratorios de paleoetnobotánica del Instituto Max Planck afirmaba:

«Es un ejemplo maravilloso de lo estrechamente relacionados que están y han estado los humanos con el mundo biótico que los rodea, y que imponen presiones evolutivas sobre las plantas que los rodean»

Robert Spengler

El cementerio en el que se encontraron estos restos está a 3.000 metros y era un lugar de paso en el que confluían personas de muchas zonas, esto explicaría, gracias a la altitud y a la mezcla de variedades de distintos orígenes, la aparición de híbridos con niveles de THC más altos.

En la misma región ya habían encontrado en 2016 un <<sudario de cannabis>> aunque en este no quedaba claros los usos que se le daba a la planta.

Polen en el hielo

Y no solo se han encontrado restos de la planta del cannabis, también restos de extracciones de polen en el hielo. Esto fue descubierto en zonas Europeas frías, en Rusia encontraron restos de polen con 150.000 millones de años, en Suecia se hallaron restos de polen en el hielo con 8.700 años y en zonas menos frías como Italia, con restos de polen que datan de más de 10.000 años.

También en Egipto fueron encontrados restos de polen de hace más de 3.000 años

La hierba de los faraones: El Papiro de Chester Beatty

Ramses fue faraón de Egipto hasta el año 1213 AC y en su tumba fueron encontrados restos de cannabis, y no solo eso, el papiro de Chester Beatty, este es un papiro en el que hay diferentes fórmulas con plantas medicinales y como ingrediente de algunas de ellas nos encontramos al Shemshemet, que es como llamaban los antiguos egipcios a la marihuana.

Una de estas fórmulas del papiro traducidas:

Fórmula No. 821: “miel: 1/4; ocre 1/64; cannabis: 1/32; resina hedjou: 1/32, planta ibou: 1/32. Preparar como en el caso anterior, y vendar [la zona afectada] con ella”.

Los Papiros de Ramesseum

Los primeros cultivos de cannabis

Los primeros cultivos de cannabis creados por el ser humanos datan de hace 11 mil años, tanto como el trigo y mucho más antiguos que otros cultivos como la patata (7 mil años) o el maíz (10 mil años).